Intendente de Concepción pagó préstamos con dinero de Fonacide

El intendente de Concepción, Alejandro Urbieta, reconoció ayer, que los 4.800 millones de guaraníes de recursos del Fonacide, desviado a cuentas corrientes, fueron utilizados para el pago de créditos contraídos para el mejoramiento del Teatro Municipal.

Confirma. Alejandro Urbieta admitió que usó el dinero del Fonacide para pagar deudas. Informe. La Contraloría confirmó el desvío a otra cuenta. Informe. La Contraloría confirmó el desvío a otra cuenta.

Urbieta indicó que los concejales autorizaron la utilización de los recursos de Fonacide para el pago del crédito realizado para la remodelación y refacción del Teatro Municipal. “El fondo de la cuestión es que los recursos de Fonacide utilizamos para pagar el préstamo que hicimos para la remodelación del Teatro Municipal, que más educación es invertir en el teatro”, señaló el jefe comunal.

El intendente se comprometió en dos ocasiones a través de notas devolver los recursos utilizados a la cuenta de Fonacide, hecho, que según dijo, lo hace de acuerdo a las posibilidades. Según los concejales, hasta el momento no hubo devolución y que solo prometió en dos ocasiones para recibir desembolso.

Sin embargo, la ley 4758/12 en su artículo 4º no contempla inversión de Teatro Municipal, sostiene claramente que por lo menos el 50% (cincuenta por ciento) de los ingresos percibidos por gobiernos departamentales y municipales en virtud de la presente ley, deberá destinarse al financiamiento de proyectos de infraestructura en educación, consistentes en construcción, remodelación, mantenimiento y equipamiento de centros educativos; y el 30% del total percibido en este concepto, al financiamiento de proyectos de almuerzo escolar, beneficiando a niños y niñas de educación inicial y educación escolar básica del 1° y 2° ciclos de instituciones educativas del sector oficial, ubicados en contextos vulnerables.

Incluso, las intervenciones serán realizadas conforme a las normativas vigentes y a los estándares establecidos por el Ministerio de Educación y Cultura (en este caso, el MEC no tuvo participación).

Irregularidades. La Contraloría había detectado esta irregularidad en el 2018 y destacaba la violación del Decreto reglamentario Nº 8127/00 de la ley 1539/99, artículo 46; además el decreto Nº 8452/18 de la ley Nº 6026/18, artículo 378.

En relación al costo invertido en el teatro municipal, Urbieta no supo precisar la cantidad. Sin embargo, la Comuna había realizado un préstamo de unos 5 mil millones para tal efecto.

El diputado liberal Emilio Pavón, cuñado del diputado colorado Luis Pavón, que es hermano del intendente liberal Alejandro Urbieta, señaló que no acompañará el pedido de intervención, ya que la Contraloría General de la República no detectó daños patrimoniales. “Acá no hubo daños patrimoniales, no hay obras fantasmas entonces no amerita la intervención”, señaló Pavón.

Indicó que los 4.800 millones de recursos de Fonacide desviado a otra cuenta solo es una cuestión administrativa.

Pavón es pariente político de Luis Urbieta y, ambos, como legisladores realizan lobby con sus colegas para no votar por la intervención, tema que podría tratarse el próximo miércoles en la Cámara de Diputados.
Alejandro Urbieta dijo que los concejales autorizaron la utilización de los recursos de Fonacide para abonar el crédito realizado para la remodelación y refacción del Teatro Municipal.