Ñiñas fallecidas tenían 11 y 12 años según hermana de Alcides Oviedo

La hermana de Alcides Oviedo, líder del Ejército del Pueblo Paraguayo (EPP), confirmó que las fallecidas en el enfrentamiento con la Fuerza de Tarea Conjunta (FTC) eran niñas de 11 y 12 años. También señaló que ambas son hijas de líderes del grupo criminal.



Las dos personas que murieron en un enfrentamiento con la Fuerza de Tarea Conjunta en Yby Yaú el miércoles tenían 11 y 12 años de edad. Así lo confirmó Genoveva Oviedo Britez, hermana del encarcelado líder de Ejército del Pueblo Paraguayo Alcides Oviedo Britez.

La mujer manifestó a Última Hora que las fallecidas son Aurora y Liliana, una es hija de Osvaldo Villalba y Magna Meza, mientras que la otra es hija de Liliana Villalba.

Dijo que ambas se quedaban en su casa en la ciudad de Encarnación en el Departamento de Itapúa y que vivían con la madre de Carmen Villalba, una de las líderes del EPP.

La mujer refirió a través de su cuenta de Facebook que las menores tuvieron que salir de su patria de nacimiento y adoptar otra nacionalidad para huir de la persecución. Estuvieron al momento del enfrentamiento porque quisieron estar con sus «perseguidos padres» para festejar un cumpleaños y que fueron asesinadas.

Afirmó que desean despedirse de las fallecidas y recuperar los cadáveres que tienen «mucho más valor que todos esos militares y policías que las han arrodillado y ejecutado».


«Luego hicieron pasar el tiempo para buscar una vestimenta adecuada para presentarlas ante la prensa hambrienta. No eran dirigentes, ni primer anillo. No eran los cuerpos de Magna Meza, ni de Liliana Villalba. ¡No!», expresó.

Ambas niñas fallecieron en la mañana de este miércoles tras dos enfrentamientos entre el EPP y la Fuerza de Tarea Conjunta (FTC) en la estancia Paraíso, ubicada en la ciudad de Yby Yaú, en el Departamento de Concepción.

Le puede interesar: Fotografías evidencian que una de las abatidas sería hija de Magna Meza y Osvaldo Villalba

Las autoridades aún no lograron identificar a las víctimas fatales. Según el informe forense, ambas recibieron varios impactos de bala y tendrían aproximadamente entre 15 y 18 años.

Varias armas de fuego, aparatos tecnológicos, entre otras evidencias fueron encontradas en el campamento principal del EPP.

Fuente UH